Congresos de la Universitat Politècnica de València, Ilustrafic 2015

Por defecto: 
Pintores ilustradores. Un punto de mira.
Raquel Aguilar Alonso

Última modificación: 14-10-2015

Resumen


En la actualidad, cuando tratamos de interpretar el mundo de la ilustración advertimos que el desarrollo y proliferación de muchas manifestaciones no siempre corre parejo a un auge del sector. Al mismo tiempo, percibimos que resulta difícil reconocer alguna tendencia o norma que vertebre la diversidad de autores y sus obras.

Ahora bien, cuando reparamos en este hecho y buscamos su origen, descubrimos que éste no se halla tanto en la complejidad o extensión del tema como en la dispersión que puede padecer el sector. La impronta de las nuevas tecnologías junto a su progreso trepidante es, sin duda, un factor a tener en cuenta. Y, posiblemente, una de las causas principales del panorama actual.

La influencia de las nuevas tecnologías va más allá de las herramientas y técnicas que los ilustradores pueden utilizar e incluso de la estética que de ellas se desprende. Impactan sobre el concepto mismo de ilustración, los límites entre diferentes expresiones visuales se estrechan y desdibujan, las manifestaciones artísticas se identifican con las de carácter comercial y el concepto de ilustración se impregna de todo ello poniendo en riesgo su carácter.

En ese sentido, nada más evocador que el lugar que llegan a ocupar en nuestra sociedad los sectores de la publicidad, la animación y los videojuegos. Campos que si bien poseen cierto origen en el mundo  de la ilustración, actualmente, tras el desarrollo y recorrido que han experimentado en los últimos años, influyen directamente sobre el primero.

Ante este panorama, recurrir a la tradición moderna es una de las pocas opciones disponibles cuando queremos establecer las pautas necesarias para descifrar el presente. Una tradición que podemos reconocer en algunos autores destacados de la historia del siglo XIX y XX.

De esta manera, resultan especialmente sugerentes aquellos artistas que desarrollaron su obra en el campo de la pintura y la ilustración, no solo por las particularidades que poseen, sino por su modo de concebir las ilustraciones en relación a su pintura. Relaciones que facilitan, por un lado, profundizar en el concepto de ilustración, y por otro, en el de estilo, gracias al marco de referencia que nos ofrece su inserción en la historia del arte.

En este sentido, pintores como Daumier, Toulouse-Lautrec o Saura nos sugieren un marco discursivo, a través del diálogo entre sus pinturas y sus ilustraciones capaz de aproximarnos a algunos ilustradores contemporáneos.

Por lo demás, la narratividad de algunas ilustraciones actuales junto a los valores formales que las ligan a la tradición pueden convertirse en claves interpretativas de su naturaleza. Por ende, las anteriores relaciones nos ofrecen una perspectiva desde la cual afrontar la idea de estilo situándolo en el lugar que merece. Es decir, en el que nos ayuda a conocer las cualidades de la ilustración contemporánea y no en el de crear un discurso al margen.

http://dx.doi.org/10.4995/ILUSTRAFIC/ILUSTRAFIC2015/889


Palabras clave


New memory (Recuperación de estilos y nuevas influencias)

Texto completo: PDF